Cineforum: AUGUST RUSH

LA CLAVE para mirar y gozar de ésta película con ojos nuevos es que, LA MÚSICA es el AMOR TRINITARIO de Dios, basta decirle sí al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo – escucharles, dejarles amarte para ser capaz de responder y encontrar el amor que anhelas.

  1. Pónte los lentes de la Teología del Cuerpo: “Deseo de vivir en comunión con Dios, Padre, Hijo y Espíritu Santo – para dejándote amar por el amor divino poder responder al amor humano”. 
  2. ¿Qué analogías descubres?
  3. Compara la música con el amor de Dios, el deseo, el anhelo de ser comunión con otro, la maravilla de ser hombre o mujer – que nos permite ser imagen de Dios.
  4. La experiencia originaria (soledad, felicidad, inocencia) especialmente en Evan Taylor.
  5. Pon mucha atención en los diálogos, el nombre de la película es muy importante: Escucha tu destino.
  6. Fíjate en los personajes principales ¿A quién o qué representan?
  7. Diálogo entre Louis y Laila al inicio de la película.
  8. Saber recibir el don: la escucha y la mirada.
  9. Compara el recorrido del niño (Evan Taylor) con el camino de todo hombre que busca la identidad filial – conocer a sus padres, reconocerse amado, acogido… la felicidad.
  10. Ella toca el Chelo, el toca Rock y la armonía es perfecta. Hombre y mujer.
  11. Julliards es imagen de la Iglesia que ordena con la sabiduría y conocimiento la verdad que anhela el corazón del hombre. Las reglas ordenan, y son necesarias para que actúe el Espíritu Santo.
  12. Mensajes del final de la película (última escena; ¿qué puede significar?).

Para comentar al final de la película:

  • Todo lo que tienes que hacer es abrirte a ella, es escuchar. Abrir el corazón a la Gracia – a la intimidad con Dios.
  • «Tratan de evitar que escuche la música, pero cuando estoy sólo sale de mi interior y pienso que si aprendo a tocar ellos me escucharían, sabrían que soy suyo y me encontrarían». Evan Taylor
  • «A veces el mundo trata de sacarla de ti, pero yo creo en la música». Evan Taylor
  • Pensar que lo que escucho nace de mi madre y de mi padre. (El eco de mi origen, de mi creador, el HAGAMOS de la Trinidad).
  • «Ellos escucharon la música y la siguieron» (papás).
  • «Tal vez las notas que yo escucho son las mismas que hizo que ellos se encontraran». (la vocación al amor; el mismo amor que unió a mis padres fue el llamado al amor que yo experimento)
  • «¿Qué haces? Escucho» (Louis en la azotea).
  • «¿Escuchas? ¿Qué es eso? Un deseo ¿Y cómo es ese sonido?»
  • «Estoy solo… yo estoy aquí… soy Louis,  Laila sólo soy yo» (¿Cuál es tu historia?)
  • «¿Qué estás viendo? A ti». (no a tu cuerpo o tus ojos, sino a toda tu persona).
  • «Tengo una familia… tengo contacto con ellos… no quiero que me lleven lejos».
  • Si ellos no nos encuentran tendremos que ir a buscarlos.
  • Se le cae a Laila la cruz…. la que se había puesto el día que se conocieron.
  • «Las princesas buscan príncipes y tú no eres uno…» (el mundo nos quiere quitar nuestra identidad y dignidad).
  • «No sé de dónde viene pero tengo que seguirlo, no puedo ignorarlo, en mi interior sé que siempre me quisieron». (eco de la experiencia originaria… me sé amado, llamado a la unión y éxtasis).
  • «No vale la pena tocar si ella no va a escuchar… Dejó de tocar…» (le arrebataron a su hijo, no le permitieron verle a el, su papá la traiciona ).
  • ¿Qué pasa cuando vuelven a tocar? Se encuentran…
  • Canción del niño negrito: “Padre, si me escuchas ven a rescatarme”… La necesidad de reconocerte HIJO amado.
  • «Eres maestra de música que no toca música…» (Las heridas, eres creada para amar y no puedes responder al amor porque estás rota)
  • ¿Eres feliz? Cuando todos se van a casa…
  • ¿De dónde crees que viene?
  • Sólo lo escuchan quienes lo escuchan.
  • En el bar se encuentra consigo mismo (y su familia) viendo su origen.
  • «¿Qué quieres ser?» (Policía) «Encontrado….» (Evan… quiere ser reconocido y afirmado como hijo)
  • Viendo su pasado se reencuentra (ve fotos en el estuche de guitarra)
  • «Está buscando y encuentra a Dios» (Iglesia) (canción: don’t give up, rise up)
  • «Han sido 11 años, dos meses… los he contado…» (Ambos buscan desesperadamente encontrarse – el anhelo de comunión)
  • Louis empieza a buscar, regresa a su origen, la música… le escribí una canción. (Canta “Algo dentro de mí está llorando/gritando”)
  • «Debo tocar de nuevo… quizá él escuche» (Responder al amor)
  • «Necesito tocarla a mucha gente, mucha…» (Evan en Julliards)
  • «Es como si alguien llamara y cuando la escribo es como si contestara… a quienes me dieron la música». (respondemos amando cuando nos dejamos amar por Dios, soy un don de Dios – La santidad es escuchar el canto y cantar en respuesta, viviendo en intimidad con El, en vida de Gracia)
  • «Con su papá toca la misma música».
  • «Ten fe nada malo va a pasarte» (su papá)
  • «Si el padre lo ama hará lo mejor para su hijo». (el ministro y ve al cielo cuando dice su Padre).
  • En el metro August ve cómo se reparten el dinero de “usarlo a él”. esto quizá le hace comprender y decidirse.
  • Si me quedo aquí nunca los encontraré… esta vez no volveré esta vez. No puedes dejarme, sí puedo, Tus padres no te escuchan. A veces hay que correr. Parecía ofrecerle seguridad y le ofrece una felicidad que no puede dar, le esclaviza.
  • Quizá no haya nadie que pueda reconocer el valor de la música que nuestro compositor final (no la busca en sí misma, sino porque ella le lleva a sus padres.
  • Recibió la música para encontrar su  origen y la felicidad.
  • Al final de la película:
    • Se reconocen con la música.
    • Mira al cielo, al final con todos – (la comunión de los santos, la escatología).

La mentira (Wizard)

  • ¿Quién es Wizard, qué representa? “Mago o hechicero”; el engañador de oficio. Tiene anillo con la muerte (ruptura entre cuerpo y alma).
  • Wizard arrebata la música egoístamente para su provecho.
  • Wizard tiene la cruz de Laila, recogió algo que no le pertenece se adueña de algo sagrado que no es suyo. (como el enemigo se adueña de la belleza de la sexualidad creando un ídolo).
  • Wizard le infunde miedo (Adicción – esclavitud)
  • Wizard sabe de dónde viene la música, pero la idolatriza: “debes amar la música más que a ti mismo”, para que no escuches tu destino».
  • “¿Qué es él? Es un gran tonto”, le cambia su nombre que ya no dice nada de quién soy: tus apellidos dicen tu origen. (El demonio te denigra roba tu identidad).
  • «La música es un recordatorio de Dios de que hay algo más en este universo». (Wizard El demonio lo sabe)
  • Debes estar con tu familia (pero no es su familia) Wizard tuerce la verdad…Debes estar con tu familia (pero no es su familia) Wizard (el demonio) tuerce la verdad, engaña, confunde, miente…
  • Quiere que te olvides de tus padres…. El don es para encontrar a sus padres pero Wizard ofrece que lo uses para otra cosa “Yo sí lo sé”…
  • El que impide que te encuentres con el que te está buscando… Wizard (mago) engaña, vende ilusiones…
  • Lo ve como un objeto para ser usado.
  • No les digas tu nombre… (quién eres).
  • Wizard le entusiasma con la fama a través de la música.

“La música está en todos lados, todo lo que tienes que hacer es escuchar”.

La santidad es escuchar la música que te canta Dios y cantar en respuesta.

“CANTARE AMNATIS EST» (San Agustín).

Deus Caritas Est (10)

“Dios es en absoluto la fuente originaria de cada ser; pero… ( ) es al mismo tiempo un amante con toda la pasión de un verdadero amor…. Por eso podemos comprender que la recepción del Cantar de los Cantares en el canon de la Sagrada Escritura se haya justificado muy pronto, porque el sentido de sus cantos de amor describen en el fondo la relación de Dios con el hombre y del hombre con Dios. De este modo, tanto en la literatura cristiana como en la judía, el Cantar de los Cantares se ha convertido en una fuente de conocimiento y de experiencia mística, en la cual se expresa la esencia de la fe bíblica: se da ciertamente una unificación del hombre con Dios —sueño originario del hombre—…” 

Author: Amor Seguro

Somos una comunidad de testigos que descubriendo nuestra vocación al amor queremos despertar a otros, compartiendo la teología del cuerpo de San Juan Pablo II.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *